miércoles, 13 de julio de 2011

Medios de comunicación y credibilidad

Los ciudadanos a lo largo de las últimas décadas han demostrado tener poca o nada de credibilidad hacia los medios de comunicación en la mayoría de los casos. Esto debido en parte a que muchos momentos los medios han perdido la noción de lo que verdaderamente significa informar , la gran mayoría se preocupa en vender la noticia.


Doce de cada catorce personas creen que los medios de comunciacion han perdido credibilidad en las últimas decadas en nuestro país. En Estados Unidos la credibilidad ha llegado al nivel mínimo entre sus ciudadanos , los diarios están perdiendo poder y la red ya los supera en ciertos lugares. 


Nos enfrentamos a una árdua tarea como comunicadores de volver a ganar la confianza de los ciudadanos, que con toda razón se encuentran desilusionados del trato que se le da a la información. En un país en donde el diario de más venta prefiere vender que tener sensibilidad con el dolor ajeno , qué pueden esperar los lectores. 


La abogada María Fernanda Esquivel enfatizó en que los periodistas deben de tener siempre muy presente y sobre todo practicar el código de ética de los periodistas , en donde se especifíca que  debemos conducirnos de manera respetuosa a la  hora de obtener la información. Muchos olvidan que existe un código que deben de seguir y optan por defenderse hablando de libertad de prensa y censura. 


En parte el receptor no desconfía tanto del periodista , si no de quién está detrás. El periodista toma órdenes de sus superiores y muchos no tienen la opción de escoger, sin embargo siempre debería de tener presente que su tarea es comunicar objetivamente , teniendo en consideración a los demás. 


Ryszard Kapuscinski decía que desde que está considerada como una mercancía, la información ha dejado de verse sometida a los criterios tradicionales de la verificación, la autenticidad o el error. Y mientras que la información sea tratada de esta manera , nosotros los comunicadores , nos enfrentamos a un enorme reto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada